Seleccionar página

Las Islas Canarias nacieron a partir de numerosas erupciones volcánicas a lo largo de muchos años. El sedimento de la lava volcánica con el continuo vaivén de las olas del mar se ha encargado de triturar estas rocas para convertirla en arena negra, que tiene la particularidad de calentarse más rápidamente y de forma más intensa con los rayos del  sol. 

En Canarias contamos con muchas playas de arena negra entre las que queremos destacar:

La Playa de Benijo (Tenerife).  Una preciosidad de playa, con una estética que enamora a cualquiera. Sus roques y los atardeceres desde allí terminan de enamorar a los visitantes. Lo único malo es que al ser una playa abierta al norte el mar suele tener bastante fuerza y hay que tener cuidado.

Playa del Inglés en La Gomera destaca por estar  generalmente desierta, por lo que es perfecta para disfrutar de un día de tranquilidad. La magia de la isla colombina se hace patente en este lugar donde la paz y la desconexión están aseguradas.

 

La Playa de Las Gaviotas en Tenerife es un hermoso enclave natural de belleza exuberante, protegida por el acantilado del macizo de Anaga. Aunque está algo aislada, se encuentra muy cerca de la capital tinerfeña.

La Playa de Ajuy es un lugar imprescindible en tu visita a Fuerteventura. Su arena negra es finísima y está muy cerca de las cuevas de los piratas. El paisaje que la rodea es impresionante y hace que cada año reciba más visitantes.

 

La Playa de los Clicos  se encuentra en la isla de Lanzarote, a la entrada del pueblo de El Golfo. En ella encontramos el Lago Verde o la Laguna de los Clicos. Se trata de parte del cráter de un volcán semihundido, una especie de anfiteatro abierto al océano que se formó con las erupciones volcánicas de 1730. El agua se filtra desde el mar y la laguna tiene varios metros de profundidad. El color esmeralda, que contrasta vivamente con el negro de la arena, se lo da el fitoplancton que habita bajo su superficie.

 

La Playa de los Nogales al noroeste de la isla de La Palma en el municipio de Puntallana es un lugar tan salvaje como su entorno. El camino hasta llegar a la playa será una aventura en sí mismo. Unos 15 minutos separan el parking de la playa, este camino se realiza por un sendero que bordea el acantilado, las vistas son preciosas. Eso sí, hay que subir y bajar muchos escalones hasta llegar a la playa, y lo mismo a la vuelta, no existe otra forma más fácil de acceder.

                                                                                                                                         

Así que simplemente ponte el bañador y disfruta de nuestras playas de arena negra, te encantarán por su tranquilidad y su naturaleza salvaje. Si ya has visitado alguna cuéntanos cuál es tu favorita, estaremos encantados de leer sus recomendaciones y comentarios.

 

Fotos:
  • ohmyprints.com
  • eldiario.es
  • guiaislascanarias.com
  • holaislascanarias.com
  • ilanzarote.net
  • playascalas.com
  • vuelaviajes.com
  • elpais.com

¡ No te pierdas ninguna de nuestras promociones !

Suscríbete a nuestro boletín y recibe en tu buzón nuestras mejores ofertas y promociones